Una película al día #174: “Home Movies” (1980)

Tú eres la estrella de tu propia vida

[ por: Andrés Daly ]

Si “Get to know your rabbit” (1972) era una rara comedia de un estudio de Hollywood que tenía atisbos de ser un libro de autoayuda reescrito por un guionista bajo efectos de estupefacientes o un excesivo visionado de Monty Python, “Home Movies” es un retorno a la comedia de ínfimo presupuesto que De Palma realizaba décadas atrás. Esta vez la historia trata sobre un profesor, «El Maestro», que ayuda a levantar la baja autoestima de un joven alumno, obligándole a filmar su vida y ser «la estrella de ella». Curiosamente, “Home Movies” –películas caseras– comparte la idea de la trama en su estética: parece ser realmente una película amateur, o hecha por estudiantes de cine.  Y es que lo es.

¿Qué puede llevar a un director de cine como De Palma, que ya estaba establecido en Hollywood después de considerable esfuerzo -la meta de muchos directores en EE.UU- a realizar un experimento tan peligroso que podría, potencialmente, hacerlo desandar lo andado?. Grandes bolas y mucha testadurez. Es que De Palma hace “Home Movies” con un propósito docente: ¿qué mejor que enseñar cine a un grupo de estudiantes de Sarah Lawrence, donde él estudió–(pues se le había invitado a dar una clase en esta institución) que haciendo una película con ellos?. Nada de conferencias ni lecturas: hay que preproducir, producir, financiar, rodar, editar y estrenar con los alumnos. ¿Por qué no?. Una idea brillante y sumamente arriesgada para un resultado que es tan dispar como encomiable: nadie corre un riesgo así en Hollywood, pero bueno, a De Palma siempre le ha importado un carajo Hollywood.

«El Maestro» (Kirk Douglas) ve la película de Denis (Keith Gordon). No está muy buena.

De Palma convoca a Kirk Douglas (su amigo y estrella en la telekinética “La Furia”, estrenada con muy poco éxito unos años antes), Nancy Allen (su novia y actriz fetiche, con la que trabaja desde “Carrie”), al actor Keith Gordon –que vendría a ser su alter ego adolescente: un estudiante que gusta de la tecnología, bastante nerd- Vincent Gardenia y finalmente a Gerrit Graham, ese mounstro de la comedia que provoca varios dolores de quijada por lo divertido de su personaje cult en “El Fantasma del Paraíso”, y que acá se roba la película con un gay-encubierto /metrosexual-desquiciado /docente-scout.

Los actores acceden a trabajar 18 horas diarias por unas semanas prácticamente sin paga –Douglas, el más importante entre ellos sin duda, no cobra un peso y además se convierte en inversor de la película – y con el dinero recolectado entre los estudiantes y una suma ascendente (pues el presupuesto se dispara) y que termina financiándola el propio De Palma, se embarcan en un rodaje donde el equipo está conformado por unos pocos profesionales y la clase de estudiantes, con poca o nula experiencia. De Palma rota la silla de director con otros alumnos a quien ayuda a establecer los planos y así, se lanzan.

“Home Movies” trata sobre un chico desorientado, Denis Byrd (Keith Gordon), ignorado por su familia y de poca suerte con las mujeres. El día que conoce a «El Maestro» (Kirk Douglas) todo cambia pues éste lo obliga a cambiar su vida con el mantra “tú eres la estrella de tu propia vida”. Armado de una cámara, el chico inventa una película, desenmascara los affaires de su padre, espía a la perturbada prometida (Nancy Allen) de su insoportable y melodramático hermano (Gerrit Graham, ídolo de la abominación) y se filma a sí mismo realizando su vida cotidiana.

El personaje de Gerrit Graham, el profesor de un curso sobre masculinidad apolínea. Tremendo.

Fantasías cinematográficas con Kristina (Nancy Allen)

Gerrit Graham en modo PsychoKiller

Quizás el chico, efectivamente, puede dejar de considerarse un extra en la vida de los demás. Con diversas intervenciones de «El Maestro» -que le entrega tareas- Denis cambia. En el camino se enamora de Kristina (Nancy Allen), la prometida de su hermano y descubre el que debe ser el secreto más bizarro que un personaje haya revelado en la última secuencia de una película. Debajo de su apariencia angelical y casta, Kristina esconde un pasado como bailarina de vodevil (o algo similar…ejem), donde actuaba en el escenario con un conejo de peluche. Este conejo, que ella esconde en su maleta, es un personaje que «la obliga» a hacer cosas malas -Kristina es esquizofrénica- y así tenemos una escena tan absurda como a Kristina bajando las escaleras de la casa, antes del matrimonio, con el conejo en su mano hablándole a los invitados, secuestrándola y obligándola a volver a su vida anterior.

Home Movies was the crash course to end all crash courses. I’ve never worked harder and learned more in any seven-week period in my life. At first, I felt intimidated by the professional crew members and didn’t want to disturb them to let me look through the camera, but right away in the first week, Brian made me assert myself. I was cleaning the side windows of a phone booth that was being shot head on. Brian said: «Karen, what is the camera going to see?» and I felt pretty silly. Then, Brian said I shouldn’t feel reluctant to tell the cameraman that I need to look through the camera before each shot. – Karen D’Arc, estudiante / The De Palma Cut, de Laurent Bouzereau.

«Home Movies» fracasa comercialmente pero se convierte en un evento casi histórico donde un grupo de alumnos aprendió cine haciendo cine en la misma industria, de la mano de un gran director que estaba a punto de entrar a la mejor etapa de su carrera, con dos colaboradores que participaron en Home Movies. En el mismo año De Palma estrenaría «Vestida para Matar» (Dressed to Kill) repitiendo a Keith Gordon (en un papel muy similar al de Home Movies) y la actriz Nancy Allen, con la que trabajaría también un año después en la notable «Estallido Mortal» (Blow Up), el homenaje a Blow Up (1966) de Michelangelo Antonioni.

Final feliz de «Home Movies» (1980) en la Estación Grand Central. Otro final, muy distinto, tendremos en exactamente el mismo lugar en «Carlito’s Way» (1993), la película mas bella y redonda de De Palma.

GALERÍA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *