Dossier Francis Ford Coppola: Jardines de Piedra

La “otra” película sobre Vietnam

[ por: Constanza Khamis ]

Es prácticamente imposible pensar en Gardens of Stone sin relacionarla con Apocalypse Now. Sí,  son distintas en su forma, pero son las dos caras de la guerra de Vietnam que Francis Ford Coppola nos ha querido mostrar. Por eso es difícil no compararlas. Las dos hablan de los horrores de la guerra, una desde el centro del asunto y la otra desde los que se quedan en la casa.

Pero Gardens of Stone es menos conocida, y una de las películas más convencionales del Coppola. Con esto  me refiero una más de las varias películas sobre la guerra de Vietnam que existen, y donde quizás la mano del autor no es evidente.  Además la trama es bastante simple: Jackie Willow (D. B. Sweeney), un joven soldado que lo único que espera es partir al campo de batalla, es enviado Arlington, donde integra el grupo encargado de preparar los funerales de los caídos que llegan desde Vietnam. Ahí conoce a dos condecorados soldados que conocieron a su padre (James Caan y James Earl Jones), y conoce también la realidad de la guerra desde un campo más tranquilo pero igual de doloroso.

Es simple, pero es una historia sobria y honesta. Demasiado normal quizás, pero no por eso deja de ser conmovedora. Sin embargo, al no estar en el centro del conflicto y ser algo como la cara más tranquila (pero no menos dolorosa) de la guerra, a veces se la come la falta de urgencia. A ratos se hace lenta y un tanto parsimoniosa.

Lo que sí la hace distinta es la variedad de miradas sobre la guerra que cada uno de los personajes representa. Unos la apoyan, otros la odian, otros no están muy seguros qué sienten. Pero al final, piense lo que piense cada uno de los personajes sobre la guerra, están todos metidos en ella y más allá de su opinión, los perjudicados son todos. La muerte los afecta de una manera u otra,  y no les pregunta si les gusta o no la idea.

La película comienza con los encargados de organizar los funerales de los soldados caídos. Con eso se está haciendo una crítica bastante directa a la guerra de Vietnam. En Estados Unidos también hay incontables muertos. Es la manera de mostrar que aunque los ataques sean al otro lado del mundo, las consecuencias dan la vuelta completa. No hay disparos, bombas, ni enemigos visibles. Pero la muerte llega a suelo norteamericano, y convierte jardines en monumentos de piedra. Por eso lo notable de todo esto es que sin necesidad de balas, escenas de acción y de guerra, sin bombas estallando y sin soldados en combate, Francis Ford Coppola logra retratar las consecuencias de la guerra de Vietnam y el trauma que ésta significó para los norteamericanos.

Gardens of Stone es la otra cara de la guerra. Una más íntima y centrada en el drama de los soldados y las familias alrededor de ellos. Pero es indiscutible: el olor a napalm en la mañana es más fuerte que el olor a pasto, y Apocalypse Now sigue siendo la mejor película sobre la guerra de Vietnam y Gardens of Stone otra más del montón. Uno destacable sin duda, pero montón a fin de cuentas.

GALERÍA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *